Con esta frase es como Budweiser busca conectar e inspirar a creadores, artistas emergentes, visionarios y consumidores para reflexionar sobre lo que implica conseguir el éxito y luchar por tus sueños.

La campaña se ha desarrollado en colaboración con el productor, artista, compositor y director Anderson .Paak, ganador de ocho premios GRAMMY y arranca con el lanzamiento del videoclip “Yours to Take”.

 

El vídeo ilustra la canción original producida e interpretada por Anderson .Paak, una colaboración mundial en la que participan artistas y jóvenes promesas de todo tipo de disciplinas, como la cantante argentina Lara91K o el freestyler de fútbol francés Sean Garnier, entre muchos otros.

 

No sólo ellos forman parte del grupo de creadores que han alcanzado el éxito venciendo críticas y escepticismos y haciendo uso de su esfuerzo y constante afán de superación, sino que el róster lo completan el rapero brasileño Xamã, la diseñadora de moda sueca Julia Dang, la baterista británica Louise Bartle, la grafitera colombiana Wanda Pot y el artista gráfico brasileño Gabriel Massan.

Anderson .Paak afirma que “mi nueva música para la campaña no es sólo una canción, es un himno para aquellos que se han cansado de escuchar todas las razones por las que sus sueños son imposibles”.

 

“Yo también tuve que enfrentarme a detractores, pero me mantuve motivado, esforzándome por mejorar en cada paso del camino”

 

“Mi esperanza es que Budweiser y yo podamos inspirar a artistas, diseñadores, deportistas y creativos a dar el primer paso en su propio camino hacia la grandeza”, apunta el de California.

Con esta iniciativa global, Budweiser demuestra una vez más que es mucho más que una cerveza. La marca se ha convertido desde hace tiempo en una voz global para todos aquellos referentes de la cultura urbana que han perseguido sus metas sin rendirse hasta alcanzar sus sueños. “La grandeza está en tus manos” refleja lo que significa trabajar con constancia y se centra en inspirar a las personas que se esfuerzan día a día para lograr el éxito, mientras reúne a todo el mundo para celebrar con una Budweiser.