Logo

Por qué te mola el disco de Justin Bieber

Publicado por el 24/11/2015 en Artículos

 

Hombre, es que como para no gustarte. Si te gusta el R&B más actual, la parte más suavecita de Drake y compañía, y tienes tolerancia por los sonidos que han pasado del Soundcloud al Vevo en apenas meses, normal que te guste. Porque la cosa va de eso, de que el disco de Justin Timberlake, uy perdón, de Justin Bieber, nos recuerda a todo lo que nos ha gustado en el último año. Si te atreves a quitarte la piel de hater y le das una oportunidad, te explico cómo es eso.

jb3

El disco comienza con esa especie de intro-casi-canción llamada ‘Make my words’ que ya te avisa de que lo que viene va a molar, con un coro de voces tratadas en bucle que podrían haber firmado Flume o Cashmere Cat. Conforme acaba esto viene The Weeknd. O sea, el de los pelos no sale, pero la canción, ‘I’ll Show You’ podría haberla cantado él y no nos chirriaría ni un pelo. Ojo, Bieber no se pone tan oscuro, que aún no puede dejar a sus colegialas colgadas.

Luego pasamos a la pasarela de temazos de radiofórmula, los que hicieron que en el grupo de Whatsapp de mis amigotes alguien se atreviera a lanzar un “oye, están guapos, ¿no?”. El primero es ‘What Do You Mean?’, que tiene ahí un poquito de ritmo de Cheerleader con flautita de tropical house, o lo que viene siendo lo mismo, rollete Kygo. El segundo es ‘Sorry’ que es ese que tiene ritmito de reguetón, esos golpes que a todos nos menean cuando no huele tanto a Nicky Jam. Además, la similitud de la percusión y ciertos sonidos con ‘Lean On’ aka “éxito del año”, ahí está.

Después viene un regalo para esas colegialas que antes comentaba, e inmediatamente después viene el “groovazo” con ‘Company’, que tiene un bajo gordote y palmas a lo 1998, de Chet Faker o el Omen de Disclosure.

A continuación la cosa se pone negra con el R&B y las colaboraciones con los raperos de turno (Big Sean y Travi$ Scott), que oye, dejan un buen sabor de boca y la voz de Bieber queda perfecta en este estilo. No hay que olvidar que el disco está publicado por Def Jam, casa actual de Kanye West, Rihanna o Rick Ross, y gracias a ello le puede dar por escuchar el disco a alguien ya crecidito y con debilidad por lo noire.

Luego de esto, han puesto una tercera colaboración cantada con una chiquita llamada Halsey, que ni yo conocía ni vosotros tampoco, porque lo he mirado en Facebook y a ningún amigo le gusta aún. El tema está curioso, la verdad. Un “ni pa ti ni pa mi” antes de volver a complacer a las de la falda de uniforme y llegar tranquilitos al banger que firman Skrillex y Diplo (‘Where Are Ü Now’), que empiezas a cantarlo con cara de Backstreet Boy y acabas bailándolo como un primate. Por cierto, si no lo viste, no te pierdas a Craig David cantando sobre el tema en BBC 1 xtra.

jb5

Y bueno, el disco no acaba muy bien, aunque tiene un tema tipo EDM que tiene su gracia. Si te gustan varias de las referencias que han ido apareciendo más arriba, el disco te gusta, y no hay escapatoria. Es un álbum que puede poner de acuerdo a los millennials y a los que nos planteamos si ya estamos mayores para apuntarnos a eso. De hecho, diría que este es el mejor del jovencito, porque no me voy a arriesgar a escuchar los anteriores.

Sé el primero en comentar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

"Yo no busco, yo encuentro"

Pablo Picasso